Vuelvo a casa caminando de puntillas, no vaya a ser que se despierten los poetas.

18 may. 2013

Mayo me desordena el escritorio


Mayo me desordena el escritorio
y me funde las bombillas
del cuarto de baño.

No podemos bajarle la mirada
a este clima desequilibrado.

Vamos a correr por las calles,
y vamos a exigirle a la primavera
que nos devuelva la sangre alterada
que es nuestra.
El polen que nos pertenece.
El amor correspondido entre la piel
y los rayos de sol.

La poesía cabe
en la luz que se refleja
en el capó de los coches
aparcados en las esquinas
de una tarde de sábado con sueño.

Ventanas abiertas por
las que se vuelan las cortinas blancas
y se cuela un calor soportable y curativo.

Camas en las que tumbarse
con las piernas estiradas,
los brazos abiertos,
ventiscas en el corazón,
mirada puesta en el ventilador desconectado del techo.

A ti te miro como se mira
al poeta abandonado por su musa
que revive en los brazos de una mujer.
Una mujer despeinada,
sin maquillaje
y con una cámara colgada al cuello;
a veces pienso que soy yo.

Entonces me besas
y nos convertimos en noche de verano.
Y en delicada paz que puede romperse
en cualquier caricia.
Pero nuestras miradas reparan cualquier desperfecto,
incluso ponen en pie
y atiborran de café
a todo corazón borracho tirado en la sala de espera
de un aeropuerto.

7 comentarios:

Nahuel Furrer dijo...

Saludos Nerea,

me gustaría enviarte una propuesta literaria que podría interesarte, pero no he encontrado ningún email de contacto.

Si das el sí, envíame algo a mi email nahuelfurrer@dafy.es y así te lo mando sin problema ninguno.

Gracias de antemano,

¡Un saludo!

andré de ártabro dijo...

Nerea :cuando te leo, siempre me acuerdo de aquella canción "encima las montaña viviremos el día en que tú aprendas a querer y así podrás saber como es el cielo.Se titula encima las motañas ¡ no, ¡!¡no, se titula la Casita de Papel.
También algunas veces pienso y ¿Qué pinta tendría yo con barba?
¿Estás en tu pleno derecho ¡Qué pobre primavera si la sangre no se altera!
Poetas abandonados por sus musas hay unos cuantos ¡Qué´yo lo sé!
¡Realmente es un placer llegar a tu casa en mayo y encontrar desordenado tu escritorio!
Besos.

Rafael dijo...

Es que Mayo es así, imprevisible, como el que ahora tenemos.
Un abrazo.

Fallen Love dijo...

"A ti te miro como se mira
al poeta abandonado por su musa
que revive en los brazos de una mujer." me encanta esta parte.

Un beso enorme :)

Elendilae dijo...

A mi mayo también me desordena el escritorio, pero por la relación tan tormentosa que comienzo a tener con los exámenes :P

Para descansar y alegrarse la vista, leerte a ti ^^

Feliz Domingo

Forgotten words dijo...

Me encanta tu manera de vivir, de pensar, de sentir..pero sobretodo me enamora tu manera de expresarlo ;)

Julio Serralde dijo...

bueno, cómo no seguirte